La dentadura es una parte fundamental de la anatomía humana, y el no poseerla o tenerla deteriorada afectará directa o indirectamente la identidad y el autoestima de una persona. Especialmente, porque nuestra dentadura forma parte del lenguaje con el que nos comunicamos con el mundo exterior. Hoy día existen las dentaduras postizas sin paladar, una solución perfecta para corregir esos errores que puedan surgir por un accidente, o simplemente por el transcurrir de los años.

¿Qué son las dentaduras postizas sin paladar?

Se trata de una tecnología muy compleja, que permite realizar diseños de dientes con algunos materiales especiales, para que estos suplanten la dentadura que por alguna razón ya no se puede corregir.

Existen muchos tipos de dentaduras, anteriormente se usaba únicamente la dentadura con paladar, el problema es que resultaban molestas para las personas, y limitaban su lenguaje. Hoy día, encontramos una gran variedad de modelos, que se adaptan a cualquier necesidad que tenga el paciente.

Las dentaduras sin paladar, son un sistema diseñado especialmente para que se fije el diente postizo dentro de la cavidad en donde falta el diente natural. Debes saber que, existen muchas formas de hacerlo, y todas varían dependiendo del espacio y la cantidad de dientes que falten.

Materiales con los que se fabrican las dentaduras sin Paladar

Con el pasar de los años, no solo se ha variado la posibilidad de usar una dentadura postiza sin paladar, sino que los materiales de fabricación de dichas dentaduras también varían. Los materiales con los que actualmente se realizan estos trabajos son:

Metal

Algunas personas optan por usar metales preciosos como el oro, para suplantar la falta de uno o más dientes. Este material es seleccionado sobre todo por famosos, personas pertenecientes a la realeza, entre otros.

Resina

La tecnología actual, permite mezclar diferentes tipos de resina para lograr un acabado natural y resistente. Actualmente, este material se utiliza mucho para las dentaduras postizas removibles, o parciales.

Cerámica

Este material, también conocido como porcelana, es una mezcla de minerales que permite un acabado estético, ideal para las dentaduras postizas. Es de los más utilizados en estos últimos tiempos, pero, tiene la cualidad de ser más frágil que la resina.

Tipos de dentaduras postizas sin paladar

Existen varias formas de diseñar una dentadura postiza sin paladar, pero todo variará dependiendo de la cantidad de dientes, y el espacio que exista en la encía del paciente. Por eso, cada caso debe ser tratado por un especialista, que indicará el tipo de dentadura postiza ideal.

Prótesis dentales parciales

Cuando el paciente pierde alguno de sus dientes, únicamente se suplanta ese vacío con un diente de resina, para así rellenar dicho hueco.

Dentadura postiza parcial

Este tipo de dentadura postiza sin paladar, se usa cuando son varios los dientes faltantes. Usualmente, se emplean ganchos que se ajustan a los dientes naturales para fijar la dentadura.

Cuando una persona pierde todos sus dientes, no puede usar una dentadura postiza que sea removible sin paladar, pues este es el que hace el soporte y la unión. En estos casos, se puede optar por una dentadura postiza fija, pero se trata de un proceso bastante extenso que requiere cirugías.

¿Son mejores las prótesis sin paladar fijas o las removibles?

Esta pregunta es muy frecuente, pues todos los pacientes quieren una dentadura que se asemeje lo más posible a su molde natural, y que además le permita llevar una vida cómoda. Ciertamente, ningún modelo puede quedar perfectamente natural, pero si pueden ofrecerte lo siguiente:

Dentadura postiza removible

Como su nombre lo indica, son dentaduras que se pueden quitar y poner en cualquier momento. Por lo general, se suelen usar las dentaduras postizas removibles cuando solo faltan algunas piezas dentro de la dentadura.

Su ventaja es que permite una mejor absorción de nutrientes en los huesos, pero algunos pacientes consideran que son incomodas, o inestables.

Dentadura postiza fija

Este tipo de dentadura se puede usar tanto para prótesis parciales como completas. Lo que se hace en este proceso, es sujetar mediante tornillos especiales que se adhieren a los huesos de las encías. Cabe destacar que, este procedimiento suele ser bastante extenso y doloroso al principio, pero luego de finalizarlo, los pacientes recuperan en casi su totalidad la funcionalidad de su dentadura.

Debes saber que, las dentaduras postizas fijas requieren de un proceso más extenso y costoso, pero a largo plazo permite llevar una vida totalmente normal con la dentadura. Sin embargo, esta no es una opción apta para todos los pacientes.