Las caries son anomalías que afectan de manera grave la dentadura. En principio, tienen un inicio externo, no obstante, se caracterizan por la descalcificación y el reblandecimiento de las capas dentarias inferiores a la capa externa. En tal sentido, las caries se manifiestan en diversos tipos, dependiendo del grado de daño en las piezas dentales. En este artículo te contamos qué son las caries blancas.

¿Qué son las caries blancas?

Las caries se manifiestan como manchas en el esmalte de los dientes, las cuales pueden mostrarse en diversos colores. Así, pueden manifestarse manchas negras, pardas o blancas.

Es importante tener presente que ante la presencia de caries la capa externa del diente se mantiene intacta y, en fases avanzadas, se rompe y deja en evidencia la cavidad ocasionada por la caries.

Volviendo a la apariencia de la mancha, el color de la caries demuestra mayor o menor incidencia de deterioro de la pieza dental. Las caries blancas son las que ocasionan el deterioro más rápido, mientras que las caries negras son las más lentas.

Síntomas causados por caries

Cuando la caries está ubicada al nivel del esmalte, es decir, de la capa exterior no presenta síntomas. El paciente no experimenta dolor ni sensibilidad, pues el esmalte no tiene vínculo con los nervios.

Al llegar a la dentina, ubicada bajo el esmalte, la caries provoca sensibilidad a los cambios térmicos, al dulce y al ácido. Esto debido a que la dentina si posee inervación.

Ante la presencia de caries, el paciente manifiesta mayor retención de residuos entre los dientes y, al pasar el hilo dental entre las piezas, se puede evidenciar deshilachado.

Con el avance de las caries, las bacterias envuelven la pulpa dentaria y ocasiona su inflamación. Esto provoca en el paciente dolor agudo.

Tipos de caries

Dependiendo del grado de avance de la caries, es posible clasificar los siguientes tipos:

  • Caries primaria: se refiere a la caries en etapa inicial
  • Caries secundaria: tiene lugar al margen de una obturación y se caracteriza por la presencia de filtración
  • Caries recidivante: se refiere a la caries que incide debajo de una obturación

Como resultado, el diagnóstico de las caries blancas se complementa con el estudio radiológico para determinar la descalcificación y la presencia de cavidades en la pieza dental.

¿Cómo detectar el impacto causado por la caries?

Para evaluar los daños causados por la caries es posible explorar con una sonda o explorador odontológico que permite detectar la presencia de cavidades y de su magnitud.

Así, es posible causar la rotura de la capa superficial para poder explorar la cavidad oculta bajo la superficie y proceder a eliminar el tejido deteriorado.

En definitiva, la exploración con la sonda permite a los profesionales de la odontología efectuar el diagnóstico pertinente. Esto resulta de vital importancia respecto a la presencia de manchas blancas de origen hipoplásico, pues este tipo de manchas y las caries blancas suelen aparecer ante la erupción del diente.

Otros métodos para diagnosticar caries

Los profesionales de la odontología siempre dispondrán de innovadores métodos para diagnosticar los casos de caries blancas y el impacto del deterioro en las piezas dentales.  Aunque son menos usados, enumeramos los siguientes métodos:

  • Detección electrónica
  • Transiluminación
  • Test colorimétricos

Además de estos sistemas de diagnóstico dental existen test que permiten identificar la cantidad de bacterias, como estreptococos mutans y lactobacilos acidófilos, que posee la dentadura de una persona.

Complicaciones derivadas de la caries

Las caries blancas pueden derivar en complicaciones graves si no se toman las medidas correctivas a tiempo. Entre las complicaciones derivadas de la caries se derivan las siguientes:

  • Dolor e inflamación
  • Absceso dental
  • Pus alrededor del diente afectado
  • Dientes deteriorados y rotos
  • Inconvenientes para masticar
  • Cambios de posición de la dentadura tras la pérdida de un diente

Además, en situaciones complejas el paciente puede enfrentar dolor frecuente, dificultad para masticar y alimentarse, adelgazamiento, baja autoestima, así como infecciones graves que pueden incluso ocasionar complicaciones y muerte.

 

¿Cuándo se debe consultar al odontólogo?

La presencia de caries muchas veces no resulta evidente. Por ello, se recomienda realizarse controles dentales y limpiezas con regularidad. En tal sentido, debes consultar lo antes posible al odontólogo en caso de presentar dolor a nivel bucal, sensibilidad o dolor o en las encías.

Siempre es importante mantener una buena higiene bucal, cepillarse con pasta a base de flúor después de cada comida, al levantarse y al acostarse.